Vocación Evangélica del Hermano Menor

Seguimiento a Cristo 

La vida de los hermanos menores es Seguir más de cerca a Jesucristo, movidos por el Espíritu Santo, fieles a la propia vocación de menores, es un continuo camino de conversión, según la forma observada y propuesta por San Francisco desde la fundación.

Any0134

Entrega total a Dios 

Para seguir más de cerca las huellas de Jesucristo, y observar fielmente el Santo Evangelio, los hermanos menores viven de la alianza con Dios, consagrándose totalmente a Él en la Iglesia, mediante la profesión religiosa, para el bien de los hombres.

profesion

Espíritu de oración y devoción 

La vida de los hermanos menores está apoyada por una experiencia de fe, alimentada por la Palabra de Dios y el encuentro personal con Jesucristo, motivados por la acción de se Espíritu.

CIMG1529-1

Fraternidad 

Los hermanos menores, siguiendo las huellas de Cristo, pobre, humilde y crucificado, que reunió en torno suyo a sus discípulos y le lavó los pies; así los hermanos viven en fraternidad, en el servicio y la donación recíproca.

cropped-1375778_531774620237115_1552177314_n4.jpg

Minoridad y solidaridad 

Para conformarse a nuestro Señor Jesucristo, que se humilló a sí mismo haciéndose obediente hasta la muerte (Flp. 2, 8), los hermanos menores consideran la minoridad como elemento esencial de su vocación específica y la viven fielmente en la pobreza, humildad y mansedumbre, entre los más pequeños, sin poder ni privilegio.

lavando con fr jose 2

Evangelización 

Los hermanos menores, discípulos del Señor y anunciadores de su palabra, a ejemplo de los Apóstoles, participan en la misión evangelizadora de la Iglesia, y llevan a todos cuantos encuentran a su paso la paz y el bien del Señor. 

La formación inicial está estructurada en etapas consecutivas: en las cuales el candidato crece y madura, hasta asumir definitivamente la vida y la Regla de los Hermanos Menores, con la Profesión Solemne.

IMG_0437